Adicae - Impositores USUARIOS

Impositores USUARIOS

Martes, 21 de Agosto de 2018

ADICAE en Galicia: "Se debe imponer un arbitraje universal no pervertido. Si no, será el turno de la justicia colectiva"

El presidente de ADICAE, Manuel Pardos, ha criticado hoy ante los grupos políticos del Parlamento gallego el sistema de arbitraje para la solución del conflicto de las participaciones preferentes que afecta a decenas de miles de consumidores gallegos, casi un millón en toda España. "Desnaturalizado, pervertido y perverso", fueron los adjetivos con los que Pardos calificó un método arbitral “que estamos mirando cómo demostrar que es un fraude de ley”. El presidente de ADICAE ha denunciado el "fraude masivo" de estos productos que se ha convertido en un "espectáculo vergonzoso".

04-07-2013

Ampliar imagen

Manuel Pardos ha comparecido hoy en la comisión parlamentaria gallega de investigación que analiza el proceso de fusión y posterior nacionalización de las dos cajas gallegas, CaixaGalicia y Caixanova, fusionadas y transformadas finalmente en la entidad NovaGalicia Banco. Ahora mismo es el FROB quien domina el accionariado de la entidad, con la intención de subastarla; hasta entonces, debe lidiar y dar satisfacción a cientos de miles de consumidores, gallegos y de fuera de esta Comunidad, afectados tanto por participaciones preferentes como por cláusulas suelo.

“Lo primero que debemos resaltar”, señalaba Manuel Pardos, “es que no sólo las preferentes han podido hundir y hundirán a cajas y ciudadanos. No olviden las cláusulas suelo: las sufren el 70 u 80% de las hipotecas en Galicia”. “El Supremo ya ha declarado la nulidad de la cláusula suelo en NovaGaliciaBanco”, ha recordado el presidente de ADICAE, “y creemos que será igual en todas las demás”. Sin embargo, “La respuesta de NovaGalicia Banco sigue siendo incluso no cumplir las sentencias del Supremo”.

“Ya han empezado maniobras para compensar esta anulación”, ha referido Manuel Pardos, muy crítico con las intenciones de la caja gallega por ganar tiempo. “Anulamos los suelos, pero cambiamos el diferencial, o suspendemos bonificaciones, o imponemos vinculaciones”. Responde esta actitud a una lógica perversa, fraudulenta: “Para que no quiebren, se esquilma a millones de ciudadanos”. Es, en fin, la misma lógica que ha guiado el proceso de comercialización de preferentes, un fraude que no ha servido más que para captar liquidez y compensar los balances financieros arruinados durante años de mala gestión y riesgos.

El origen del conflicto

Manuel Pardos confirmaría ante los diputados gallegos, que dieron una cordial bienvenida a ADICAE, que “hubo negligencia en la bancarización de las cajas, que eliminó muchas obligaciones de la obra social para financiar otras cosas dudosas y peligrosas”. Es necesaria, dice, una clara “exigencia de responsabilidades a las propias cajas, pues semejante dilapidación y quiebra de estas entidades de carácter público es delito de lesa patria, en este caso gallega”. Manuel Pardos recordaba el carácter semipúblico, municipal, muy pegado al territorio, de las tradicionales cajas gallegas, para cuestionarse cómo desde esas estructuras modestas pero controlables se ha pasado a un agujero de cientos de millones de euros al calor de la burbuja inmobiliaria.

“No creo que la condena de media docena de chivos expiatorios sea la solución. Es imposible que este descalabro lo pudieran hacer solos. Hay que preguntarse dónde están los contratos blindados, los ejecutivos no de hace tres años, sino de hace diez, quince años. Hay que extender la petición de responsabilidades”, insistía Manuel Pardos, “no sólo a los políticos, que no sabían ni dónde estaban, pero actuaban con cierta intención social, sino sobre todo a los técnicos que sostenían eso, la alta dirección que estaba blindada, esa ridícula imitación de la banca”.

Ha recordado el presidente de ADICAE que las cajas de ahorro gallegas perdieron hace años su oportunidad de convertirse en la entidad financiera de Galicia. “¿Cómo ha salvado la señora Merkel sus cajas alemanas, como cajas de ahorros? Habrá que ver errores de gestión en ellas, pero en su base estas cajas están ligadas a instituciones públicas, no a partidos políticos, sindicatos ni ejecutivos sin escrúpulos”. “Si quieren que haya un banco gallego”, advierte Manuel Pardos, “tiene que servir, que funcione, que sirva a los gallegos. Podría volverse a un modelo de banca como el de Caixa Ontinyent y Caixa Pollença, un modelo pequeñito, pero sostenible, de ahorro y crédito tradicional.

Preguntado sobre las posibles ventajas que tendría una banca pública, Manuel Pardos matizaba: “En este momento, no hay banca más pública que NovaGaliciaBanco. Le hemos inyectado 9.000 millones, el FROB la ha nacionalizado... No nos pronunciaremos sobre las ventajas de tener banca pública o no, pero sí en que sea seria, eficiente”. Y, por supuesto, que esté sometida a regulaciones y supervisiones adecuadas y sometidas a derecho y protección de los consumidores. “Hubo un grave fallo de la cadena de reguladores. El Banco de España vio que los bancos se estaban recapitalizando mediante estas formas de abuso al ahorro y al crédito sin parangón en Europa. Y la CNMV tampoco dijo nada; en algún caso alguien acabará en el banquillo”, ha pronosticado Pardos.

Arbitraje universal para los preferentistas...

Entraba en materia el presidente de ADICAE respecto a la comercialización de preferentes entre pequeños ahorradores “¿Cómo es posible que la UE tolere que sobre un fraude masivo pueda haber condicionalidad de ninguna clase? Te doy dinero con esta condición, que hagas quitas vergonzosas. Va contra toda legalidad y ética, es un espectáculo vergonzoso. Para ello”, ha dicho Pardos, “hay que ocultar las fotos, desnaturalizar a los afectados, despersonalizarlos... He hablado con muchos, no todas las personas son pobres, pero muy pocos saben de finanzas. Yo mismo tuve que estudiar, y tuve que poner a técnicos a estudiar en profundidad, este tipo de productos complejos”.

Más aún. “Se puede demostrar la desnaturalización y la perversión de los sistemas de arbitraje que se están poniendo en marcha, un fraude de ley”. Manuel Pardos insistía en que el procedimiento arbitral es válido: “Seguiremos estando, eso sí, si podemos, si no se han cargado el arbitraje de consumo con estas maniobras”. Pardos ha insistido en que se trata de una institución “modélica en Europa, que la banca nunca aceptó por su independencia y compromiso. Pero esta desnaturalización del arbitraje del consumo... Sí es verdad que la empresa puede pedir un arbitraje, pero convertir este método en el sistema para más de 50.000 afectados, por parte de la empresa que ha defraudado... ¿No ven perversión en ello?”

...O justicia colectiva

Eso sí, “seguiremos mandando gente a los arbitrajes, porque ha sido solución para muchos de los afectados. Al final del proceso, con todo, veremos cuál es el porcentaje de beneficiados”, que ADICAE calcula minoritario, no más allá del 20 ó el 25%. “Lo que queremos es un arbitraje para todos, y no desnaturalizado. ¿Tiene uno que tener Alzheimer, o estar muerto de hambre, para que le devuelvan su dinero? Qué lógica es esa, qué criterio de justicia y racionalidad? Este Parlamento”, finalizaba Manuel Pardos, “puede imponer el arbitraje universal como solución. Pero somos realistas. Si no llega, están las demandas; para garantizar una tutela judicial efectiva no puede ser que los consumidores acudan al juzgado de uno en uno con el carnet en la boca. La Justicia ya está colapsada, y hay una Ley de Enjuiciamiento Civil que incluye la acción colectiva, legitima, para que los jueces se aten los machos y den soluciones”.

FORO PARA COMENTAR LA NOTICIA. SI DESEA REALIZAR UNA CONSULTA SOBRE SU CASO O RECIBIR INFORMACIÓN, ENVÍE SU CONSULTA ON-LINE

Tu opinión nos interesa




Deseo mostrar mis datos

Acepto la cláusula de Privacidad

Normas de uso:
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Una vez aceptado el comentario, se enviará un correo electrónico confirmando su publicación.
  • Reservado el derecho a publicar estos comentarios en su edición digital. Igualmente queda reservado el derecho a extractarlo.
  • Todos los mensajes publicados en estas secciones expresan las opiniones de sus autores y no la de los moderadores o la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros, por lo cual no se les considerará responsables de los mismos.
Adecuación a la Ley 34/2002, de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSICE)
ADICAE. c/Gavín, 12 local, 50001 ZARAGOZA (España), email: aicar.adicae@adicae.net, N.I.F. G50464932. Inscrita con el Nº 5 en el registro de Asociaciones de Consumidores del Instituto Nacional de Consumo de España.

Lo más visto
  • Visto
  • Comentado
  • Reciente