Impositores USUARIOS

Lunes, 22 de Abril de 2019

Posiciones en corto, especulación contra los consumidores

La crisis ha traído a la primera plana de los medios términos como “posiciones cortas”, pero... ¿Qué son y cómo afectan al consumidor? Esta práctica de venta de acciones hace que grandes especuladores , entre ellos la gran banca española, se lucren de la crisis, ya que la caída de la bolsa les reporta beneficios. La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha prorrogado solo por tres meses más la prohibición que pesa sobre esta práctica en la Bolsa española. Las posiciones cortas repercuten demasiado al consumidor como para depender de estas decisiones a corto plazo.

22-10-2012

Ampliar imagen

 

Con las posiciones cortas, apostar por la bajada de la Bolsa tiene premio. Su funcionamiento a pequeña escala se puede explicar con un ejemplo. Un 'broker', un operador en Bolsa a sueldo de un gran inversor o fondo, piensa que la cotización de las acciones de la empresa 'A' va a caer de 10 a 5 euros. Entonces, busca a un accionista estable de la empresa 'A', y le pide prestadas 100 acciones  por dos meses, a cambio de las cuales le pagará un interés. Mientras que el accionista estable posee las acciones a largo plazo con la intención de obtener dividendos de la empresa 'A', el 'broker' las toma para obtener un beneficio rápido.

El 'broker' vende las acciones de 'A' en Bolsa y obtiene 1.000 euros. Al ver que las acciones de 'A' se están vendiendo en grandes cantidades, el resto de operadores se deshacen también de sus acciones de esta compañía. Esta corriente de venta, junto a los rumores interesados difundidos por los propios 'brokers' y fondos de inversión que operan a la baja, hacen que las acciones que valían 10 ahora cuesten 5 euros. En este momento, el 'broker' recompra las acciones por 500 euros para devolvérselas al propietario. Por el camino ha obtenido 500 euros de beneficio.

Esta es la manera más sencilla de operar con posiciones cortas, pero también existe la posibilidad de operar con opciones y futuros (productos financieros cuyo valor deriva de la evolución del precio de otros activos como acciones, valores, tipos de interés...), o con fondos de inversión inversos (en el que el beneficio viene si bajan las acciones). 

Jugar a la baja con los ahorros

Grandes inversores y la gran banca española e internacional se dedican a este tipo de negocio que pone en riesgo el ahorro de miles de consumidores. En muchos casos, el consumidor puede que ni siquiera sea consciente de que están jugando con sus ahorros de esta forma. Así, usuarios que tienen sus ahorros invertidos en acciones a través de fondos de inversión pueden ver como su valor baja con estos movimientos especulativos. Las rentabilidades de un fondo de inversión dependen de estas operaciones incontrolables e imprevisibles para las que falta regulación. Ante este panorama y en el momento actual, ADICAE aconseja a los consumidores no invertir sus ahorros en bolsa.

Ataque a gran escala al consumidor

Las posiciones cortas afectan al consumidor también a una escala mayor. Los grandes especuladores están atacando con esta maniobra a la deuda pública de España, jugando con ella como si fueran acciones de una empresa más. La caída de la deuda española hace que, para que siga siendo un producto interesante para los inversores, tenga que ofrecer más intereses a cambio, por lo que al Estado le resulta más caro financiarse. Tras la reforma constitucional de septiembre de 2011, el pago de los intereses se ha convertido en una prioridad para paliar el déficit. Mientras el Gobierno reduce el presupuesto de partidas sociales y sube impuestos, en 2013 destinará 38.000 millones a pagar estos intereses.

La fragilidad de la deuda española arrastra a la banca, porque los mercados desconfían de dar créditos a entidades de un país con dificultades para afrontar sus pagos. Para los bancos es más difícil obtener financiación en el exterior, y acaban por repercutir esto en los consumidores con créditos más caros y más comisiones. Y esto cuando, además, muchos de ellos ya están recurriendo a dinero público para recapitalizarse. Sea por la vía que sea, la banca quiere salvarse a costa del consumidor.

Prohibidas... De momento

Las posiciones cortas son una fuente de inestabilidad para los mercados, en un momento en que España tiene un rescate financiero solicitado y la amenaza de uno nuevo. Por eso la CNMV prohibió las posiciones cortas en la Bolsa española el pasado 23 de julio. El 23 de octubre expiraba esta medida, pero la nueva presidenta de la CNMV, Elvira Rodríguez, ha decidido prorrogar el veto, de momento, solo tres meses más. Se aduce que “el proceso de reestructuración bancaria aún no está finalizado, lo cual genera una serie de incertidumbres sobre el sistema financiero”. Levantar la prohibición devolvería la inestabilidad extrema a los mercados y valores españoles y podría llevar a la subida de la prima de riesgo -el diferencial entre lo que paga España por su deuda y lo que paga Alemania, que es la referencia-. Un paso más hacia el rescate definitivo de la economía de España.

Tal como está demostrando el devenir de los acontecimientos, quienes acaban pagando el rescate y sus consecuencias son los consumidores. ADICAE considera que, más allá de decisiones pasajeras y a corto plazo, es necesaria una mayor regulación del mercado financiero que evite estos comportamientos, en los que el deterioro de la situación de los consumidores es objeto de beneficio.

 

Comentarios: 2

2 - 19-12-2012 - 21:07:05 h
tienen que estar proividas siempre.

1 - 25-11-2012 - 13:26:19 h
Hace unas semanas, he creado una petición en chang.org, dirigida al presidene de gobierno, para prohibir definitivamente las posiciones cortas. Son necesarias 100 firmas. Hasta ahora, se ha logrado una cuarentena de las mismas ¿Es posible su distribución enttre los miembros de ADICAE? Un afectuoso saludo.

FORO PARA COMENTAR LA NOTICIA. SI DESEA REALIZAR UNA CONSULTA SOBRE SU CASO O RECIBIR INFORMACIÓN, ENVÍE SU CONSULTA ON-LINE

Tu opinión nos interesa




Deseo mostrar mis datos

Acepto la cláusula de Privacidad

Normas de uso:
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Una vez aceptado el comentario, se enviará un correo electrónico confirmando su publicación.
  • Reservado el derecho a publicar estos comentarios en su edición digital. Igualmente queda reservado el derecho a extractarlo.
  • Todos los mensajes publicados en estas secciones expresan las opiniones de sus autores y no la de los moderadores o la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros, por lo cual no se les considerará responsables de los mismos.
Adecuación a la Ley 34/2002, de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSICE)
ADICAE. c/Gavín, 12 local, 50001 ZARAGOZA (España), email: aicar.adicae@adicae.net, N.I.F. G50464932. Inscrita con el Nº 5 en el registro de Asociaciones de Consumidores del Instituto Nacional de Consumo de España.

Lo más visto
  • Visto
  • Comentado
  • Reciente